Maternidad · Sobre bebés

Nuestro destete nocturno – Parte II

En la primera parte de este post os contaba cómo habían transcurrido los primeros 10 días de destete nocturno. Si queréis recordarlo solamente tenéis que pinchar aquí. Hoy vamos a hablar de las últimas semanas y de cómo ha finalizado este destete nocturno.

Ya os adelanto que ha sido todo un éxito. Las noches han ido a mejor conforme iban pasando los días. En realidad solamente recuerdo como mala, la primera noche, después todo ha ido rodado. Sí que es verdad, que Alicia intentaba ganar terreno pidiéndome tetita después de haberles dado ya las buenas noches a éstas. Y es que estos peques se las saben todas… utilizan el chantaje emocional puro y duro. Me miraba con ojitos del gato de Shrek, levantaba esa manita regordeta y juntaba los deditos diciéndome:“un poquito más y ya ta, ¿vale? ¿por favor?”. Llegados a este punto os aconsejo que no cedáis, que le expliquéis con mucho amor y cariño que ya tenemos que esperar a que se haga de día, aunque vosotros sois los que tenéis que valorar el nivel de ansiedad de vuestro hijo y decidir qué es lo mejor para que el proceso no sea doloroso. ¿Por qué os recomiendo que no cedáis? Pues porque yo sí cedí, y me equivoqué. Cada noche iba pidiendo un poquito más, hasta que al final ya no sabíamos dónde estaba el límite. Al final, una noche me armé de valor y le expliqué que aunque me lo estaba pidiendo muy educadamente, ya tenía que esperar hasta el día siguiente, cosa que no le hizo mucha gracia, como os imaginaréis. Dimos un paso hacia atrás, pero ya estamos totalmente afianzados de nuevo.

baby-1266117_1920

Respecto a los despertares, os puedo decir que normalmente se despierta un par de veces para pedir agua… ¡Madre mía! No imaginaba que iba a llegar el día en el que pudiera decir que solo se despierta 2 veces por la noche… Por fin, he vuelto a descansar y a dormir profundamente después de 2 años y medio! Alicia también descansa más profundamente, incluso en las siestas. Con esto no quiero decir que por quitarle el pecho vayáis a dormir mejor, de hecho conozco casos en los que los peques se despiertan la misma cantidad de veces con teta que sin. Creo que se trata más bien de hacerlo en el momento adecuado, en el que el niño está preparado para ello y siempre de la forma más respetuosa posible.

adult-1850223_1920

En conclusión, puedo afirmar que el proceso de destete nocturno ha concluido de forma totalmente satisfactoria para todos. A los que os encontráis sumidos en este proceso os deseo mucho ánimo, paciencia y amor. Espero que os haya servido mi relato. ¡Besos mil, locuel@s!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s